Gina Cheri Haspel es la primera mujer que dirige la Agencia Central de Inteligencia (CIA) de EE. UU.[1] Tras varios meses como directora interina, fue nombrada en mayo de 2018 por el presidente Donald Trump para sustituir a Mike Pompeo, designado dos meses antes secretario de Estado en sustitución de Rex Tillerson.

La elección de Haspel estuvo rodeada de polémica. Aunque tuvo el respaldo público de la comunidad de inteligencia que emitió una carta de apoyo firmada, entre otros, por más de seis exdirectores de la agencia, la votación en el Senado estuvo reñida. Haspel obtuvo 54 votos a favor y 45 en contra en la confirmación de su nombramiento. Fueron varios los senadores, tanto demócratas como republicanos, que preguntaron sobre su responsabilidad en los programas de interrogatorios clandestinos que EE. UU. inició tras el 11 de septiembre de 2001. Estos interrogatorios fueron acompañados de torturas como el ‘método de ahogamiento simulado’ aplicado a supuestos miembros de Al Qaeda. Haspel estuvo involucrada también en las órdenes de desaparición de las pruebas sobre estas prácticas.[2]

Por estos motivos, diversas organizaciones de Derechos Humanos, como el Centro Europeo de Derechos Constitucionales y Humanos o el Centro de Derechos Constitucionales, han denunciado su designación e, incluso, han llegado a pedir su detención por su implicación en las torturas.[3]

Haspel proviene de una familia militar y pasó parte de sus primeros años en distintas bases de EE. UU. por el mundo. Aunque quiso entrar en el Ejército, acabó graduándose de Letras y Periodismo en la Universidad de Louisville.[4] Lleva trabajando en la CIA más de tres décadas. Ha sido, la mayor parte del tiempo, agente encubierta desplegada en países de África y Asia, llegando a ser subdirectora de Inteligencia Extranjera y Acción Encubierta, una oficina dependiente del Servicio Nacional Clandestino desde donde se dirigen las misiones secretas de EE. UU. en el exterior.[5] Antes de ser directora general de la Agencia, fue directora adjunta, nombrada en febrero de 2017 por el presidente Trump. Cabe destacar que es la primera operadora de inteligencia de la CIA que asume la dirección del organismo desde 1973.[6]

Su labor dentro de la CIA ha sido premiada con varias distinciones. Entre ellas destacan el Premio George W. Bush a la excelencia en contraterrorismo, la Medalla al Mérito de Inteligencia y el Premio de rango presidencial.[7]

Está por ver cómo Haspel actuará para mediar entre el presidente Trump y la CIA a raíz de las acusaciones por parte de la Agencia sobre la injerencia rusa en las elecciones estadounidenses vertidas en un informe publicado en enero de 2018. Las declaraciones de Trump sobre este tema han ido en sentido contrario al informe,[8] lo que abre un escenario de incertidumbre sobre las relaciones entre el presidente estadounidense y los servicios de inteligencia del país, que puede tener repercusiones, sin duda, en la permanencia de Haspel como directora de la CIA.

[1] https://www.cia.gov/news-information/blog/2018/gina-haspel-sworn-in-as-first-female-cia-director.html

[2] https://www.nytimes.com/2017/02/02/us/politics/cia-deputy-director-gina-haspel-torture-thailand.html

[3] https://www.biography.com/people/gina-haspel

[4] https://www.cia.gov/news-information/press-releases-statements/2018-press-releases-statements/icymi-cia-introduces-gina-haspel-to-the-american-people.html

[5] https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-43388434

[6] https://www.biography.com/people/gina-haspel

[7] https://www.cia.gov/news-information/press-releases-statements/2017-press-releases-statements/gina-haspel-selected-to-be-deputy-director-of-cia.html

[8] https://edition.cnn.com/2018/07/18/politics/trump-versus-us-intelligence-on-russian-election-interference/index.html

Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica

Co Authors :