Oriundo de Puerto Príncipe (1962) realizó sus estudios universitarios de ingeniería mecánica en el exterior, entre Friburgo y Lausana. Completó su formación en el Instituto Nacional Administración Gestión y Altos Estudios Internacionales (INAGHEI [1]) en Puerto Príncipe. Entre los años ´80 y ´90 emprendió la formación de su compañía de consultoría en el sector de la ingeniería y la construcción denominada JC Construcción.
A finales de los años ´90, trabajó en el primer Gobierno de René Préval (1996-2001), donde fue el encargado de la reestructuración del Centro Nacional de Equipos (CNE), allí fungió como director general. Ya en el segundo mandato de Préval (2006-2011), se convirtió en asesor del presidente en materia de infraestructura.

Su cercanía con el líder del Ejecutivo le daría el impulso final para comenzar su carrera en la política en 2010, en la plataforma política Unidad, creada tras la disolución del Frente de la Esperanza (coalición que arropó a Préval durante sus mandatos) y la unificación de algunas facciones de la Unión Nacional Cristiana por la Reconstrucción de Haití, el Movimiento Nacional Reconstrucción y el Movimiento de Organización de País.

Sin embargo, dada la situación catastrófica en que quedó sumido el país tras el terremoto del 12 de enero de 2010, las elecciones generales- inicialmente planeadas para el día 28 de febrero-fueron llevadas a cabo el 28 noviembre, tras una epidemia de cólera que se desató dos meses antes.
En este marco de profunda crisis se desarrolló la primera ronda de votaciones, con una abstención del 71,5%. Tras la jornada, las demandas de Michel Martelly y Mirlande Manigat sobre presunto fraude del oficialismo –por el cuestionado segundo lugar que obtuvo Jude Célestin– no se hicieron esperar.

Las dudas en cuanto a la transparencia y legitimidad del proceso hicieron que el balotaje se pospusiera hasta el 20 de marzo, bajo la recomendación de retirar al candidato oficialista Célestin, por parte de una comisión especial de la Organización de Estados Americanos. Así, la disputa fue entre Manigat y Martinelly, resultando resultando éste último electo, con el 67% de losvoto.

En las elecciones de octubre de 2015, Jude Célestin se presentó por la formación Liga Alternativa por el Progreso y la Emancipación Haitiana (LAPEH, por sus siglas en francés). Estas elecciones se desarrollaron nuevamente en el marco de un país agitado por la crisis.

Los resultados preliminares de la primera vuelta dieron como ganador a Juvenel Moïse, con un 32% de los votos, frente a Jude Célestin, que apenas alcanzó el 25,27%. Las denuncias de fraude, las protestas en las calles y la negativa de Célestin a aceptar los resultados supuso la decisión del Consejo Electoral Provisional de anular los comicios del 25 de octubre de 2015 y reconvocarlos para el 9 de octubre de 2016, con segunda vuelta prevista para el 8 de enero de 2017.

Actualmente, Célestin se perfila como el candidato que ocuparía el segundo lugar (detrás del oficialista Jovenel Moïse), con un programa que proyecta la reforma del Estado y el crecimiento económico, de enfoque neoliberal y avalado por las élites tradicionales del país.

El programa consta de varios ejes estratégicos, de los cuales cabe destacar la propuesta de una reorganización institucional de los grandes poderes del Estado, con objetivo de reequilibrarlos; la propuesta de una reforma al Sistema Tributario y de un replanteamiento en el área de Planificación Territorial.

En cuanto a la estrategia económica su programa se orienta hacia el fomento de la infraestructura (energía, transporte, telecomunicaciones y construcción), considerando el desarrollo de alianzas del Gobierno con los sectores privados para proyectos de inversión a largo plazo y, además, fomentando la construcción de zonas de libre comercio en lugares con alto potencial de desarrollo.

Sin embargo, el panorama de los próximos comicios (el 9 de octubre) se mantiene en suspenso, debido al huracán Matthew, que acaba de iniciar su paso por Haití. Las dificultades meteorológicas, las fallas infraestructurales y la previsible dificultad de instalar las mesas en todas las circunscripciones son factores que tienen en vilo la decisión del Consejo Provisional Electoral.

 

 

[1] Siglas de Institut National d’Administration, de Gestion et des Hautes Études Internationales